Pareja triatleta: 10 beneficios en los que nunca habías pensado

Pareja triatleta: 10 beneficios en los que nunca habías pensado

Todos los que estamos involucrados en el deporte sabemos lo complicado que puede ser compatibilizar una relación con el entrenamiento intensivo. Tener una pareja triatleta hace que estas dificultades se multipliquen por 3 en el caso del triatlón, pero a veces, también nos puede ayudar ver las cosas desde un punto de vista más amplio y reflexionar sobre lo positivo que puede llegar a ser tener a un/una triatleta en la familia:

 

  1. Estilo de vida más saludable: Tienes a tu entera disposición a una persona experta en estilo de vida saludable, desde la nutrición hasta el ejercicio, que te aconsejará siempre que le pidas ayuda (y muchas veces también sin que se la pidas).

 

  1. Descubrir un deporte quizá nunca te habrías planteado practicar: una vez que lo pruebes (si te atreves, claro) podrás decir que al menos lo has intentado y habrás descubierto un nuevo deporte (o tres, según cómo se mire) que te puede sorprender y enganchar, de la mano de un experto/a que guiará tus pasos y compartirá contigo una de sus grandes pasiones, lo que también fortalecerá vuestra relación.
Encontrar una pareja triatleta es el sueño de muchos, pero no siempre es fácil

Encontrar una pareja triatleta es el sueño de muchos, pero no siempre es fácil

  1. No importa si no estás arreglado/a: por mucho que tenga un físico estupendo, todos sabemos que la moda no está entre las preocupaciones de un triatleta (más allá de las principales marcas de ropa deportiva). Eso sí, prepárate para encontrar muy a menudo prendas de lycra colgadas de la ducha, colecciones inmensas de calzado deportivo en exposición por toda la casa y camisetas de carreras con colores imposibles monopolizando la lavadora.

 

  1. Nuevos amigos: gracias a los eventos deportivos, tu pareja podrá trabar nuevas amistades, lo cual le dará también la oportunidad de hablar sobre lo que les apasiona, recibir consejos y compartir experiencias. Además, tú podrás conocer a sus acompañantes también que, en caso de no ser triatletas tampoco, te brindarán el apoyo, la paciencia y la comprensión que a menudo te puede faltar.

 

  1. Poder presumir de pareja triatleta: tú serás una de las pocas personas que es verdaderamente consciente de los meses de lucha, sacrificio y entrenamiento que tu pareja invertirá en la preparación de cada triatlón. Poder disfrutar de esos momentos junto a ella o él y vivir la emoción de un triatlón es algo de lo que pocos pueden presumir, y ayudará a crear un vínculo increíble entre vosotros. Ver a tu pareja cruzar la línea de meta será un gran motivo de orgullo para ambos, y tú tendrás la posibilidad de sentirte parte muy importante de sus logros.

Tener una pareja triatleta te puede llevar a lugares increíbles

No hay mayor satisfacción que ver a tu pareja cruzando la línea de meta... o incluso de cruzarla juntos

No hay mayor satisfacción que ver a tu pareja cruzando la línea de meta… o incluso de cruzarla juntos

  1. Viajar y conocer lugares nuevos: las competiciones te darán la posibilidad de acompañar a tu pareja a lugares que, de no ser por el deporte, quizá nunca habrías pensado en visitar. Además, mientras tu pareja compite quizá tengas tiempo para hacer turismo, relajarte y disfrutar de impresionantes paisajes de mar o montaña y… ¿quién sabe? Quizá un día el triatlón te lleve hasta Hawaii…

 

  1. Más tiempo para ti: durante las largas sesiones de entrenamiento y las competiciones tendrás tiempo para ti y para disfrutar de tus aficiones, de quedar con tus amigos o simplemente de disfrutar de un poco de tiempo de calidad para ti mismo/a (que nunca está de más tampoco), cosas para las que de otra manera quizá no habrías tenido hueco.

 

  1. ¡Los eventos son una fiesta!: una fiesta cuyas puertas, como pareja de triatleta, siempre estarán abiertas para ti. Son muy numerosas las actividades, tanto deportivas como lúdicas, que tienen lugar durante un evento de estas características, y tú podrás disfrutar de todas ellas y vivir de lleno la gran fiesta del triatlón.

 

Y hacer como Jan Frodeno y Emma Snowsill, creando una familia de triatletas

Y hacer como la pareja triatleta por excelencia, Jan Frodeno y Emma Snowsill, creando una familia de triatletas

  1. Un ejemplo a seguir para tus hijos: “sermonear” a tus hijos sobre el estilo de vida saludable sentado en el sillón no tiene ningún sentido. Sin embargo, tener bajo tu mismo techo a una persona que 24 horas al día y 7 días a la semana respira triatlón y es un gran ejemplo de vida saludable para los más pequeños hará que ellos crezcan sanos, felices y con el deporte metido en las venas. Podréis salir a entrenar todos juntos los fines de semana y… ¡quién sabe! Quizá tengáis a un pequeño Noya o una Saleta Castro en la familia…

 

  1. ¿Quién sabe si al final te acaba gustando el triatlón… e incluso llegas a superar a tu pareja? No somos capaces de imaginarnos una satisfacción más grande tanto para ti como para tu pareja que que pruebes el triatlón, te guste, y que incluso te vuelvas más fuerte que él/ella. Podréis compartir vuestros logros, vuestras frustraciones y vuestros objetivos en pareja y os convertiréis en el mejor entrenador que el otro pueda tener.

 

Tanto si te decides a practicar triatlón como si no, las pulseras identificativas Safesport ID os acompañarán a tu pareja triatleta y a ti a todos los entrenamientos y competiciones, aportándoos ese plus de seguridad que necesitáis cuando estáis a tantos kilómetros de vuestra casa, además de ayudando en su labor a los equipos de emergencia en caso de ser necesario.

 

¡Hazte con la tuya aquí!

Facebooktwittergoogle_pluslinkedinmailFacebooktwittergoogle_pluslinkedinmail

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

404